Galería

Tesoros escondidos

Tesoros escondidosCuando era una niña me encantaba jugar con mi hermana y mi primo a buscar tesoros escondidos.
Todavía recuerdo con cariño cuando uno de nosotros descubríamos y desenterrábamos las pistas que nos llevarían a encontrar aquel tesoro tan valioso. ¡Realmente emocionante! Era una búsqueda organizada y rigurosa, pues no era fácil acceder al tesoro, había pistas, acertijos y lugares estratégicamente pensados para que la búsqueda fuera una búsqueda “a conciencia”.
 

Después de muchos años sigo buscando tesoros y acompañando a las personas a que los encuentren. Tesoros que aguardan en el interior de cada una de ellas y hacen que sean especialmente valiosas.

A veces a las personas les parece que no existen, otras veces piensan que están muy escondidos y a veces incluso les causa miedo descubrirlos: ¿qué haría con ellos? -me preguntan-.

La experiencia me muestra que existen y que no están tan escondidos como parece, simplemente hay barreras que impiden llegar a ellos y exhibirlos con orgullo.

Cada persona con la que me encuentro tiene muchos tesoros, la mayoría no sabe que los tiene. Unos tienen unas barreras que les impiden llegar a ellos y otros, otras diferentes. Algunos se pasan la vida buscando fuera tesoros que tienen otros y olvidando los que tienen ellos. Ya lo decía Facundo Cabral: “No busques afuera lo que no tienes adentro”

Otros esperan que los demás valoren sus tesoros para reconocer que son valiosos. Pero poner la valoración a juicio de cualquier persona es un riesgo, hay que ser experto para valorar.

El tesoro más valioso que podemos encontrar existe en el interior de cada uno, esperando a ser desenterrado y a brillar. ¿Por qué, entonces, nos empeñamos en la búsqueda de otros tesoros? ¿Qué es lo que nos impide descubrir nuestros tesoros?

¿Qué pasaría si nos diéramos cuenta de todo aquello que nos hace únicos y especiales? Posiblemente dejaríamos de perseguir lo que no tenemos y empezaríamos a valorar aquello que somos y que lleva tanto tiempo formando parte de nosotros.

Deseo que este artículo te haya despertado la curiosidad de buscar tus tesoros escondidos, y por qué no, de mostrarlos.

Si te ha gustado te animo a que lo compartas  y pueda llegar a otras personas.

Anuncios

Una respuesta a “Tesoros escondidos

  1. Pingback: Cultivar el talento | IRENECALATAYUD

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s